Ropa congelada

icebergDurante los meses de invierno y si vives en una zona fría, es fácil que se congele la ropa que has tendido fuera, sobre todo por la noche. Para que esto no vuelva a ocurrir, echa un puñado de sal en el agua del último aclarado.

A buenas horas mangas verdes! eso se lo tenías que haber dicho a mi madre hace 40 años, cuando allá en las frías tierras alemanas los pantalones recién colgados se podían poner solitos de pie y echar a correr!! Vamos, que este consejito llega con un pelín de retraso.

Be Sociable, Share!

About

View all posts by

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *